VALLADOLID - SANIDAD
Miércoles, 27 de Marzo de 2024

Consejo- La Junta destina casi ocho millones de euros a la adquisición de 60.000 dosis de la vacuna contra el herpes zóster

ICAL - La población diana, además de las personas que cumplen 65 años y a partir de 18 con condicionantes de riesgo, se amplía este año a las que cumplen 80 años

La Junta de Castilla y León aprobó este miércoles el contrato para adquirir 60.000 unidades de la vacuna del herpes zóster. Para ello, el Consejo de Gobierno autorizó hoy el expediente tramitado por la Consejería de Sanidad valorado en casi ocho millones de euros. De esta forma se atenderán las necesidades de dosis previstas para el presente ejercicio.

Según recordó la Junta en un comunicado emitido tras el Consejo, el herpes zóster es una enfermedad causada por el virus de la varicela zóster que puede afectar a cualquier parte del cuerpo y cursa con erupción, vesículas y dolor. En numerosas numerosas ocasiones produce complicaciones y secuelas, entre las que se encuentra la neuralgia posherpética.

El herpes zóster presenta una mayor incidencia a partir de los 50 años, entre mujeres y en personas con un sistema inmunológico deprimido o debilitado por lo general. La Junta aclaró que no es una enfermedad de riesgo vital pero sí altamente dolorosa e incapacitante, y la vacunación es una medida que reduce el riesgo de sufrir esta dolencia.

La vacunación frente al herpes zóster forma parte del calendario de vacunación de la Comunidad, que establece como grupos diana las personas que cumplen este año 65, es decir, nacidas en 1959, y las que cumplen 80, nacidas en 1944, así como las personas mayores de 18 años con condicionantes de riesgo.

Para cumplir con el calendario oficial de vacunaciones e inmunizaciones sistemáticas a lo largo de la vida de las personas para la Comunidad de Castilla y León, la inversión en lo que va de año para la compra de las dosis necesarias asciende a 28 millones de euros.

Entre las vacunas ya adquiridas, se suman a las vacunas del herpes zóster las del virus del papiloma humano; hepatitis A y B; neumococo 15 y 20; triple vírica, para el sarampión, rubeola y parotiditis; tétanos-difteria y tosferina, además de la pauta de inmunización frente al virus respiratorio sincitial.