SEGOVIA - SANIDAD
Miércoles, 7 de Diciembre de 2022

Sanidad confirma que la empresa adjudicataria del centro de salud ‘Segovia IV’ ha pedido revisión del precio del contrato

ICAL - El delegado territorial dice a los vecinos de Nueva Segovia que se hará todo lo posible para que retraso sea “el mínimo posible”

La Consejería de Sanidad confirmó que la empresa adjudicataria de la construcción del centro de salud ‘Segovia IV’, Tableros y Puentes SA, ha solicitado una revisión del precio del contrato que excede con creces el punto de partida de licitación. La actual legislación de contratos públicos solo permite un 20 por ciento de incremento y las pretensiones de la empresa adjudicataria exceden este margen, por lo que la negociación con la Consejería está abierta y “no se descarta la posibilidad de desistimiento por parte de la empresa y consiguiente resolución del contrato.

Así lo explicó el delegado territorial de la Junta, José Mazarías, a los representantes de la asociación de vecinos ‘San Mateo’ de Nueva Segovia. Según la Junta, con independencia de la liquidación del contrato, sería necesario redactar un nuevo proyecto de ‘Terminación de obras del Centro de Salud’ y seguidamente licitarlo y adjudicarlo. El delegado territorial transmitió a los vecinos su compromiso personal y el de la Consejería para “impulsar con la máxima celeridad plazos y trámites a fin de que el retraso de todo el proyecto sea el mínimo posible”.

Desde la Junta remarcaron que todas las comunidades del país se están viendo afectadas por el abandono o el freno de las licitaciones de obras públicas debido al incremento de las materias primas. Los tres reales decretos elaborados por el Gobierno central están demostrando ser insuficientes ya que no contemplan la subida del precio de la energía o de la mano de obra. “La Junta de Castilla y León es parte perjudicada en esta situación, al igual que los vecinos, en este caso, de Segovia”, recalcó.

José Mazarías y representantes de la Asociación de Vecinos de Nueva Segovia se reunieron en la propia Delegación Territorial, con la presencia también del gerente de Asistencia Sanitaria, Luis Gómez de Montes, ante las noticias surgidas como consecuencia de la posible paralización de los trabajos en curso a causa del alza en el precio de los materiales y en el suministro de energía en el proyecto del centro de salud ‘Segovia IV’. Un incremento de costes llevaría a la empresa constructora a plantearse la continuidad en la ejecución del contrato.

El presidente de la Asociación de Vecinos ‘San Mateo’ de Nueva Segovia, Francisco Fernández Caro, en declaraciones a Radio Segovia, recordó que empezaron a sospechar que algo no iba bien el miércoles de la semana, cuando un miembro del colectivo, residente en la zona donde se construye el edificio sanitario, les trasladó su desilusión porque se estaban retirando materiales. “Con lo bien que iba, sobre los plazos previstos e incluso un poco más avanzado”, dijo Fernández Caro.

Además, recordó que el proyecto estaba previsto que concluyera en el último trimestre de 2023 e incluso si las cosas iban bien poderlo inaugurar el centro de salud en 2024. El representante vecinal dejó claro que van a estar al tanto de las noticias pero que, de momento, van a esperar a ver cómo avanzan las cosas y las palabras y compromiso trasladadas por el delegado territorial.

Los vecinos de Nueva Segovia son conscientes de que los plazos se van retrasar, pues habrá que esperar para la nueva licitación, “un mes para esto, otro mes para lo otro”. Según Fernández Caro, estaría encantados si el proyecto se vuelve a reanudar antes del verano.

En los últimos días de febrero de este años, los vecinos de este barrio fueron testigos de la llegada de los primeros camiones y trabajadores a la parcela destinada al centro de Salud Segovia IV – Segovia Rural Este – Segovia Rural Oeste, en la calle Dámaso Alonso, tras la concesión municipal de la licencia.

La obra fue adjudicada a la empresa Tableros y Puentes SA por parte de la Gerencia Regional de Salud, por un importe de casi 5,6 millones de euros y un plazo de ejecución de 20 meses, para incluir 23 consultas médicas y de enfermería; las salas de espera, curas y procedimientos técnicos; así como una unidad de profilaxis obstétrica, otra de rehabilitación y fisioterapia y una unidad de salud bucodental.